Los socialistas lamentan que Marea esté jugando electoralmente con los intereses de los vecinos, a quienes ha asegurado que el proyecto está ya en marcha.

PARTICIPA